Linea facial

La aparición de arrugas es un proceso en el desarrollo de todos los seres humanos y no se puede evitar, pero si se puede frenar el proceso de su aparición. Además de utilizar una crema anti-edad, hay que llevar una dieta equilibrada, hacer un poco de ejercicio y comer alimentos ricos en antioxidantes y minerales. Las cremas anti-envejecimiento se basan en novedosas técnicas para combatir el envejecimiento cutáneo, que lleva consigo la aparición de arrugas y falta de firmeza y elasticidad. A la hora de elegir una crema facial, debemos saber cuál es el efecto que queremos que nos proporcione, ya que hay una crema para cada efecto deseado. -Cremas con efectos botox: esta crema permite la relajación de los músculos que originan las arrugas de expresión. -Cremas con efectos relleno: contienen componentes que atraen y retienen el agua de la piel, lo que permite recuperar el volumen perdido. -Crema con efecto luminoso: contienen pigmentos que reflejan la luz en distintas direcciones para eliminar las zonas oscuras. -Crema con efectos lifting: esta crema potencia la síntesis de colágeno. Además de todas estas cremas, existen otras en el mercado de la cosmética que ayudan a tener una piel más bonita que son las humectantes, las hidratantes, las nutritivas y las reparadoras. Las cremas antioxidantes combaten los radicales libres, que son los causantes del envejecimiento cutáneo. La vitamina C es el antioxidante más potente.

Mostrando todos los resultados (5)

error: